Do It Yourself

Hace poco celebramos el bautizo de mi hijo Álvaro. Quería que fuera una velada dulce y tierna -como el protagonista- en la que destacaran los pequeños detalles; que fuera inolvidable para los invitados; y que no me supusiera un Sigue leyendo

Anuncios